La revista Rolling Stone cedió 49% de sus acciones a BandLab Technologies, una compañía de Singapur propiedad del empresario Kuok Meng Ru. En lo que va del segundo semestre de 2016, BandLab se ha hecho de Composr, un emprendimiento que permite la creación de música de manera colaborativa, y de MONO Creators, un estudio que diseña medios para transportar instrumentos. El monto de la operación no fue develado.

Wenner Media, la compañía de medios de Jann Wenner que también edita Men's Journal y US Weekly, mantendrá la mayoría accionaria de Rolling Stone. La revista será administrada desde una nueva compañía, Rolling Stone International, que dirigirá Kuok Meng Ru, un empresario de 28 años miembro de una acaudalada familia asiática. Kuok será el primer accionista externo de Rolling Stone desde que se fundó la revista, hace 49 años.

“Es un gran momento. Existe una enorme oportunidad para llevar la marca y aplicarla en nuevas y diferentes áreas y mercados”, dijo Gus Wenner, responsable de la parte digital de Rolling Stone en una entrevista telefónica con Bloomberg. “Ahora nos concentraremos en la expansión global de la marca”, dijo.

No es la primera vez que empresarios y magnates asiáticos compran participación en marcas icónicas del mundo editorial occidental. En 2015, quizá la operación de mayor relevancia, el grupo de medios japonés Nikkei se hizo del Financial Times por 844 millones de libras esterlinas.

Vía: Bloomberg

Comentarios

economicon

Newsletter

TwitterFacebook